VUÉLVETE IMPARABLE 1 – PARTE 7

  • VUÉLVETE IMPARABLE 1 – PARTE 7

    Posted by Gino Carpentieri on 22/04/2021 at 07:33

    Seguimos. Por ahora sabemos que tu mente busca la supervivencia y que para ello,
    trata de evitar todas las situaciones dolorosas o potencialmente peligrosas. Su
    mecanismos de defensa es a través de los programas grabados en tu mente
    subconsciente, creador en el pasado por repetición y alto impacto emocional.
    Sabemos también que existen varios grados de supervivencia y que esos grados están impulsados por 4 activadores, en función de para qué quieras sobrevivir; y sabemos que esos activadores están tratando de cubrir una o varias de tus seis necesidades humanas.
    Pero, ¿existen niveles de supervivencia?
    Por supuesto que si. Una persona sin hogar, alcoholizada y sin familia, está a un
    nivel muy básico de supervivencia, mientras que una persona con una familia
    maravillosa, un negocio millonario, unas relaciones sólidas y comprometidas, y una vitalidad alta, se encuentra en un nivel óptimo de supervivencia.
    Existen 3 ESTADIOS DE SUPERVIVENCIA:
    -SUBVIVENCIA.
    -VIVENCIA.
    -SUPRAVIVENCIA.

    Necesitas un IMPULSO altísimo para pasar de un estado de subvivencia a uno de
    supravivencia. Ese IMPULSO proviene de tres fuentes: Propósito, programación
    subconsciente y energía vital.
    La mayoría de las personas se encuentran en el estadio de vivencia. Viven lo que
    llamamos una “tranquila vida de desesperación”, lo que significa que aparentemente las cosas están bien, pero en el fondo de su corazón sienten que podrían haber ido muchísimo mejor. Ese es el impulso hacia la supravivencia.
    Necesitamos un fuerte impulso para vencer los obstáculos que nos impiden lograr la felicidad y el éxito en la vida. Y para ello, necesitamos soluciones racionales para solucionar esos problemas que amenazan el estilo de vida que deseas.
    Si estuvieras funcionando a los niveles más óptimos de tus 4 activadores, tu impulso sería fortísimo. Prácticamente nada te detendría. Serías IMPARABLE. Imagina que todo lo que haces lo haces primero por ti mismo, pero también por tu familia, por tu grupo y por toda la humanidad. ¿Con qué clase de fuerzas internas conectarías que te harían lograr lo imposible?

    Todas esas experiencias grabadas en tu subconsciente en periodos de alto impacto
    emocional o de máxima repetición, se llaman CREENCIAS. Un creencia es una
    estructura de interconexión neuronal estable, lo que en la neurociencia se conoce
    como engrama. Y estas creencias, a su vez, se agrupan en SISTEMAS DE CREENCIAS. Estas creencias forman modelos de comportamiento subconscientes que son conocidos
    con el nombre de PARADIGMAS (modelos de comportamiento).
    Observa este video dónde se explica cómo se crea un paradigma (muy interesante):
    ¿Qué significa?

    Significa que cada vez que tu mente consciente se desactivó porque estabas viviendo una experiencia de alto impacto emocional, tu mente subconsciente comenzó a grabar la información y creó un programa. Ese programa es la CREENCIA, y esa creencia es una estructura de neuronas en tu cerebro, conectadas entre sí, que guardan sentimientos, emociones y pensamientos, que permanecen disponibles para cuando se los requiera. Tan sólo necesitan un disparador, el ANCLAJE, para entrar en acción y mandarle esos datos a tu mente racional para tomar decisiones y que empiece a actuar.

    Cada una de estas creencias, está formado por una serie de pensamientos que los
    sustentan y los hacen reales, de no ser así, tu mente racional los desactivaría. Aunque los datos introducidos por tu mente subconsciente no son racionales, tu mente consciente no lo sabe, y como ella biológicamente no puede equivocarse porque está diseñada para evitar errores, entonces trata de justificarlos. Y ahí es cuando aparece el PENSAMIENTO JUSTIFICADO, que son los argumentos que tú crees que tienes para mantener ese tipo de comportamiento, es decir, tus CREENCIAS. Por
    decirlo de otra forma, los barcos que tienes en la orilla para huir cuando crees que nos puedes lograrlo o la cosa se pone complicada; o sea, siempre que quieras hacer algo nuevo y que esté fuera de la zona de confort de tu mente.
    Toda CREENCIA existe porque tienes varias justificaciones que la sustentan. Esas
    justificaciones de tu mente consciente que tratan de sustentar la CREENCIA ya
    instaurada, reciben el nombre de REFERENCIAS. Las REFERENCIAS no son cuestionables a nivel racional, pues son creadas por tu propia mente consciente,
    incapaz de detectar el fallo de tu mente subconsciente, y que utiliza como mecanismo de defensa.

    Así es como se forman las creencias y éstas controlan nuestra vida. Cada vez que
    hubo repetición y alto impacto emocional, se crea la creencia como un programa en
    nuestra mente, que estará disponible en el futuro cada vez que se repita una situación similar, disparada por el ANCLAJE.
    La creencia es el mecanismo de supervivencia de nuestra mente, que crea el
    programa para en el futuro no tener que pensar sino simplemente, reaccionar por
    impulso. Por eso la mente subconsciente recibe el nombre de mente IMPULSIVA.

    Ok, quizás suene raro o difuso en tu mente. Hagamos una prueba.
    ¿Dónde estabas el día 11 de septiembre del año 2001? ¿El 11 S.? ¿Dónde estabas
    cuando cayeron las torres gemelas? ¿Quién estaba contigo? ¿Qué decía la gente
    alrededor?
    Ahora dime, dónde estabas hace 3 semanas y media a las 4 y media de la tarde?
    Es probable que no te haya costado demasiado esfuerzo detectar dónde estabas el día 11 S. del 2001. Y sin embargo, sí te costó saber qué hacías hace 3 semanas y media a las 4 y media de la tarde. Quizás sabías dónde estabas hace 3 semanas, porque es algo que haces habitualmente, pero no sabrás qué ocurrió específicamente.
    ¿Por qué?
    Porque para formar una CREENCIA necesitamos que haya REPETICIÓN y ALTO IMPACTO EMOCIONAL. De esa forma, tu mente determina que eso es importante para ti y tu supervivencia, y crea el programa en tu mente subconsciente que estará disponible para ti en el futuro, aunque pasen 14, 15, 16 o 20 años.

    En nuestra vida, siempre que ha habido alguna situación con ALTO IMPACTO
    EMOCIONAL o REPETICIÓN, se creó una CREENCIA.

    Sabemos que tu mente tiene un sólo objetivo: GARANTIZAR TU SUPERVIVENCIA.
    Que para ello utiliza los mecanismos PLACER-DOLOR, evitar el dolor y acercarse
    al placer.
    Sabemos que existen varios grados de supervivencia (subvivencia, vivencia y
    supravivencia). El objetivo básico de tu mente es que vivas en el nivel más básico, pero como ser humano tu aspiración debe ser alcanzar el nivel máximo que es la supravivencia.
    El grado de supervivencia que tengas dependerá de nuestros ACTIVADORES, que nos impulsan a vivir (tú, tu familia, el grupo al que perteneces y la humanidad
    entera). Cuantos más activadores te impulsen más alto, será tu grado de
    supervivencia, digamos que más cercano estarás a la supravivencia.
    Sabemos también que los mecanismos que controlan tus activadores son tus
    NECESIDADES y el orden en que las tienes colocadas en tu vida. Podemos
    modificar el orden de tus necesidades, para involucrar a más activadores que te
    ayuden a crear un mayor impulso en tu vida.
    Otra cosa que hemos aprendido es que para que tu mente pueda garantizar su
    supervivencia, se apoya en la mente subconsciente o impulsiva. Cuando hay
    REPETICIÓN y ALTO IMPACTO EMOCIONAL, ésta crea un programa que se activará en el futuro cuando sea necesario; siempre con el objetivo de evitar el dolor
    o acercarse al placer.
    Hemos dicho que esos programas se llaman CREENCIAS y que cada una de esas
    creencias se sustenta porque tiene suficientes REFERENCIAS.
    Sabemos que la mente consciente o racional nunca se equivoca, pero que cuando hay
    situaciones de alto impacto o que se repiten, ésta se protege, como un ordenador
    cuando hay sobrecarga eléctrica se desconecta, y entonces la mente subconsciente
    entra en acción y graba la CREENCIA. En el futuro, cuando el ANCLAJE se dispara,
    la mente subconsciente aparece con el programa, la CREENCIA, que mezcla su
    información con la que tiene la mente consciente, y ésta, al no poder analizarla bien, la justifica, y aparecen las referencias que sustentan esa creencia. Es lo que comúnmente se llaman EXCUSAS o JUSTIFICACIONES, y éstas nos llevan a un
    comportamiento no deseado que terminan siempre con el mismo resultado.
    Ahora bien, ¿por qué son tan potentes la creencias? ¿Por qué las creencias controlan nuestra vida?
    La respuesta es muy sencilla. Para que tu mente consiga su propósito, la supervivencia, otro de los mecanismos que tiene es AHORRAR ENERGÍA. Por eso crea esos programas subconscientes, esas creencias. Porque esos programas son automáticos, no tenemos que esforzarnos, aparecen ante el disparador que activa el anclaje. Por eso no has tenido que esforzarte por saber dónde estabas el 11 S. 2001.
    Todo lo que te digas a ti mismo de por qué tú no puedes hacer lo que deseas, no es verdad, es mentira, contada por tu mente como mecanismo de supervivencia, y es
    subconsciente así que ni te das cuenta, pero está destrozando tu vida, porque no has venido a sobrevivir, has venido a vivir y a brillar.
    ¿Por qué aún así no lo logramos?
    Simple y llanamente, porque no estás buscando en el lugar adecuado.
    La mayoría de las personas no buscan en el lugar adecuado, ¡están buscando en el
    lugar equivocado!
    Has asociado más esfuerzo, más trabajo, ser mejor persona, darle más a la persona
    amada, etc. con tener más éxito en esos campos. ¡Y eso no funciona!
    Y aquí está la clave del éxito en la vida:
    El 90% de tu éxito tiene que ver con tu PSICOLOGÍA y sólo el 10% tiene que ver con tu TÉCNICA.
    Muchas personas allá fuera se están esforzando en lograr mejores resultados, una
    mejor vida para ellos y los suyos (eso si ya no se han rendido creyendo que su vida no puede ser algo más); pero el problema es que están buscando respuestas en el lugar equivocado.
    Las personas que no obtienen resultados, no lo hacen por falta de capacidad,
    sino por falta de precisión.

    EN LA VIDA EL 90% ES PSICOLOGÍA, EL 10% ES TÉCNICA.
    Dicho de otra forma, todos los resultados en la vida se crean primero en el interior y se materializan en lo exterior, con la técnica adecuada.
    Tus CREENCIAS, los ACTIVADORES que te impulsan y las NECESIDADES que
    tratas de cubrir, determinan lo que piensas y el estado emocional en el que estás. Y esto, determina los recursos internos que eres capaz de aprovechar (o te detienes en el 20% o disparas el 80% restante); y de esto dependen exactamente tus resultados en la vida.

    NO SE TRATA SÓLO DE TRABAJAR MÁS DURO, SINO HACERLO CON MÁS INTELIGENCIA

    Por este motivo, no sólo vas a volverte IMPARABLE, sino que también lo harás
    inteligentemente para obtener resultados. No queremos ser la mosca que trata una y otra vez de salir por el mismo cristal hasta morir. Sino haces las cosas bien, sólo te parará una cosa: tu propia muerte o una depresión. Vamos a trabajar los principios del mundo interno, para que tomes acción masiva y alcances los resultados en tu mundo externo. En definitiva, vamos a hacer las cosas bien. Trabajaremos en tu PSICOLOGÍA para que puedas tener éxito en la vida, en los negocios, en la familia, en tu salud o en cualquier cosa que te propongas.
    Si nos centramos sólo en la técnica, estaremos invirtiendo nuestro tiempo, esfuerzo y energía en el lugar equivocado.

    En un mundo tan cambiante, ¿cómo podemos asegurarnos de que elegimos bien?
    La respuesta es muy sencilla, debemos centrarnos en la piscología, los “QUÉ” y tus “RAZONES”, y el “CÓMO” se manifestará rápidamente porque LA CLARIDAD LLEVA AL PODER . Debemos re-acondicionar bien nuestros sistemas de CREENCIAS y potenciar nuestros ACTIVADORES para que estos generen el impulso que necesitamos para triunfar.
    La única manera de ser felices y lograr cumplir nuestros sueños en la vida, sean
    cuales sean y lo difíciles que te parezcan actualmente, es mediante tu PROPÓSITO y una buena PROGRAMACIÓN INTERNA para que lo logres sin tener que pensar en
    ello ni esforzarte hasta morir.

    Trabajo con el ALTO RENDIMIENTO, lo que significa que buscamos la efectividad, eficacia y la eficiencia. Efectividad significa que Tú y yo obtenemos el resultado que nos planteamos al trabajar juntos. Eficaz significa que lo logramos
    de la mejor manera para ti y que lo hacemos con eficiencia, que significa hacerlo con mínimo el esfuerzo y en el mínimo tiempo.
    ALTO RENDIMIENTO: EFECTIVO, EFICAZ Y EFICIENTE.

    Gino Carpentieri replied 1 year, 2 months ago 1 Member · 0 Replies
  • 0 Replies

    Sorry, there were no replies found.

    en_USEnglish